| Entre Ríos EN LOS MEDIOS NACIONALES |
Jueves 05 de julio de 2018
Macri apura aval PJ al Presupuesto para el 15-S (referencia al gobernador de Entre Ríos)
MacriGobernadoresFrigerio

Mauricio Macri tomó una decisión. Se recostará sobre los mandatarios propios, en especial María Eugenia Vidal y Horacio Rodríguez Larreta, para blindar la gobernabilidad 2019 y avanzará con la meta del 1,3% del PBI para reducir el déficit fiscal con o sin el apoyo de los caciques del PJ. El Presidente cedió ante Vidal y Larreta y frenó el traspaso de AySA a la órbita de la provincia y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Esa transferencia, reclamada por Juan Schiaretti (Córdoba) y Juan Manuel Urtubey (Salta) como voceros de la liga de gobernadores PJ, implicaba un gasto adicional de unos 15 mil millones de pesos para los distritos donde manda el PRO.

En la segunda reunión de la semana con Nicolás Dujovne y Marcos Peña, hubo pocos avances. La gobernadora de Buenos Aires puso sobre la mesa no sólo el reclamo de su administración sino también de los intendentes peronistas que mañana se reunirán con José Luis Lingieri para resistir la transferencia de AySA pero también de las eléctricas Edenor y Edesur. Ese traspaso quedó descartado no sólo por la resistencia política de Vidal, Larreta, los intendentes del PJ y el gremio de obras sanitarias. Los créditos ya otorgados por el BID y el Banco Mundial a la Nación para obras de cloaca y agua hacían impracticable la operación que empujaban los gobernadores peronistas.

Mientras cuida a los "propios", Macri apura las negociaciones bilaterales con los mandatarios peronistas de las provincias. Hasta ahora, 13 mandatarios ratificaron su respaldo al pacto fiscal. Vidal, Urtubey, Schiaretti, Omar Gutiérrez, Domingo Peppo, Gustavo Bordet, Alfredo Cornejo, Sergio Uñac, Gerardo Morales, Hugo Passalacqua, Horacio Rodríguez Larreta, Alberto Weretilneck, y Mariano Arcioni. 

Esta semana, Rogelio Frigerio ya recibió al neuquino Omar Gutiérrez y al entrerriano Bordet. Ayer fue el turno de Sergio Uñac, el gobernador de San Juan que coquetea, al igual que el tucumano Juan Manzur y Urtubey, con una candidatura presidencial 2019. Eso siempre y cuando se materialice un calendario desdoblado de los comicios provinciales y las nacionales. Con esa paranoia electoral del peronismo juega la Casa Rosada. "Si no cumplimos con las metas fiscales, la crisis se va a llevar puestos a todos los oficialismos el próximo año. Ni nosotros ni ustedes vamos a poder pagar sueldos, aguinaldos ni obra pública", es el mantra con el que el Poder Ejecutivo Nacional taladra en la mente de los gobernadores peronistas. 

Frigerio, que hoy recibirá a la catamarqueña Lucía Corpacci, es además el encargado de transmitir el mensaje de Macri: "No les pedimos que salgan a bancar el acuerdo con el FMI, pero sí que se comprometan con las metas fiscales. Además, el Presidente ya nos pidió que la reducción de gasto no afecte el ritmo de la obra pública ni la cadena de pagos".

En ese contexto, el objetivo de la Casa Rosada es atar el apoyo de los gobernadores peronistas al proyecto de Presupuesto 2019 antes de que ingrese a Diputados el 15 de septiembre. El blindaje político sería coronado con una foto de familia en Olivos para que la iniciativa avance sin contratiempos en el Congreso. Si ese escenario de aval PJ no se concreta, Macri ya tomó la decisión de encarar su ultimo año de mandato sin Presupuesto 2019, es decir que debería gobernar con el Presupuesto 2018.

"Sé que todos los argentinos están poniendo el hombro. Por eso les pido a los dirigentes políticos, sindicales, empresarios y comunicadores, que digan qué van a hacer cada uno y desde su lugar para ayudarnos a recorrer este camino", en vez de reclamar "soluciones mágicas", enfatizó ayer Macri desde Chaco.

El Presidente hizo una recorrida a bordo de una locomotora con 40 vagones de carga acompañado por Peppo, momentos antes de encabezar el acto del que participaron, además, el ministro de Transporte de la Nación, Guillermo Dietrich; y el titular de la Unidad Plan Belgrano, Carlos Vignolo. También estuvieron presentes los presidentes de Trenes Argentinos Cargas, Ezequiel Lemos, y de Ferrocarriles Argentinos y Trenes Argentinos Infraestructura, Guillermo Fiad; y la intendenta de Charata, María Luisa Chomiak.