| Entre Ríos EN LOS MEDIOS NACIONALES |
Domingo 23 de junio de 2019
El oficialismo, entre figuras de peso e internas para definir (negociaciones en Entre Ríos)
cornejonegrijuez

Los cierres de Juntos Somos el Cambio (ex Cambiemos) en el interior oscilaron entre los líderes provinciales que buscarán tallar fuerte en el Congreso que viene y las internas en los distritos donde radicales, macristas y peronistas no pudieron ponerse de acuerdo.

Alfredo Cornejo, el titular de la UCR, y Mario Negri, jefe del interbloque Cambiemos en Diputados, se anotaron como cabeza de lista en Mendoza y Córdoba, respectivamente. Cornejo y Negri tendrán así un perfil protagónico en la Cámara de Diputados, donde el radicalismo intentará tallar fuerte, sobre todo si Miguel Pichetto se transforma en el hombre fuerte del Senado si Cambiemos logra la reelección.

El propio Cornejo venía pugnando para ser el presidente de la Cámara baja en ese escenario, aunque Cristian Ritondo tiene todas las de ganar. Negri, por su parte, aspirará a seguir liderando el interbloque.

Promesa de interna radical

La lista de Córdoba terminó cerrando en medio de tensiones internas. Luis Juez venía reclamando un lugar entre los cinco primeros (que son los que esperan ganar) y finalmente se lo concedieron. Quien perdió fue un diputado del PRO, Javier Pretto, que responde a Nicolás Massot. Otra mala noticia para el “ala política”. Ramón Mestre se quedó con el tercer lugar (Hugo Romero) y Elisa Carrió, con el cuarto (Leonor Villada).

A pesar de que el objetivo era evitar internas, al filo de la presentación de listas se multiplicaban las provincias con disputas. En San Luis y Misiones se daba por descontado el enfrentamiento. Macristas versus radicales, en el primero. Peronistas (de Ramón Puerta) versus radicales versus macristas, en el segundo. Pero también florecieron internas en Chubut, donde el PRO acusa al radicalismo de no respetar los acuerdos, y también en Tucumán. Allí, un sector del radicalismo, liderado por el intendente de Yerba Buena, Mariano Campero, no aceptó que el peronista Domingo Amaya encabece la lista, como había arreglado Rogelio Frigerio.  En Chaco, la interna sería entre radicales.

A nivel nacional, sin embargo, amenazaban anoche con no permitirle a todas las listas internas colgarse de la boleta Macri-Pichetto. Uno de los principales desafíos lo tendrá el oficialismo en el Senado. Por eso en Salta, por ejemplo, cerró un acuerdo con el ex gobernador peronista y actual senador Juan Carlos Romero. Allí, la elección es complicada, porque Cristina Kirchner mide bien y también Juan Manuel Urtubey. La expectativa oficial es que la polarización logre revertir esa situación y el aparato de Romero ayude.

En Neuquén apuesta al intendente de la capital, el radical Pechi Quiroga. De segunda va la ex MPN Lucía Crexell. En Entre Ríos repetiría Alfredo De Angeli, pero al cierre de esta edición el radicalismo peleaba por ese lugar (NdeR: finalmente se presentó De Angeli)