| Entre Ríos EN LOS MEDIOS NACIONALES |
Jueves 03 de octubre de 2019
Buenos Aires y Córdoba piden igual trato a los que demandaron IVA y Ganancias (mención a Entre Ríos)
CorteSuprema

El fallo de la Corte Suprema de Justicia en donde se definió que la reducción del Impuesto a las Ganancias y al Valor Agregado dispuesto por el Gobierno tras la derrota en las PASO "no puede afectarlos fondos coparticipables" de las provincias profundizó aún más las diferencias entre el máximo tribunal y la Casa Rosada.

Mientras los quince gobernadores que presentaron cautelares aplauden la norma y los nueve que no lo hicieron ya piden un trato igualitario, el Gobierno busca dilatar la aplicación del fallo y continua con las críticas a los jueces. "Vamos a conversar con la Corte, tanto Germán Garavano como Rogelio Frigerio -ministro de Justicia e Interior respectivamente- están planteando que hay cuestiones de la cautelar que no están claras", expresó una fuente oficial. "Se está estudiando pedir una aclaratoria a la Corte. Esto también atrasaría su aplicación", agregó. Una de los puntos que pedirán aclarar, y que ayer lo adelantó el ministro de Justicia, es si el fallo es de aplicación para las 15 provincias o para la totalidad de los distritos.

El punto no es menor porque las cautelares fueron presentadas por Catamarca, Chubut, Entre Ríos, Formosa, La Pampa, La Rioja, Misiones, Salta, San Juan, San Luis, Santa Cruz, Santa Fe, Santiago del Estero, Tierra del Fuego y Tucumán. Sin embargo, el resto de las provincias ya están pidiendo un trato igualitario. "Nosotros vamos a hablar con la Casa Rosada para tener el mismo trato", explicó una fuente cercana a la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal. "Hoy mismo -por ayer- vamos a conversar por este punto", agregó.

La otra provincia de peso que se mantuvo al margen de la demanda fue Córdoba, pero ayer mismo confirmaron que seguirán el camino de Buenos Aires.  "Estamos todas las que no hicieron juicio, por lo que habrá que negociar con la Casa Rosada porque es muy ambiguo el monto",señaló un hombre con acceso al despacho del gobernador Juan Schiaretti. La ambigüedad del monto es otro punto en la discusión porque el gobierno asegura que no se puede tomar una decisión judicial por unos ingresos que no se sucedieron -la rebaja es solo por septiembre y octubre- pero, en paralelo,señala que el costo social "para la totalidad de los distritos" es de 30 millones de pesos.

Pero tanto las provincias a las que la Corte les hizo lugar la cautelar como las nueve que no demandaron, ahora deberán esperar. La Casa Rosada tiene decidido avanzar en un pedido aclaratorio y, en paralelo, profundizarla división existente con el Máximo Tribunal. El ministro de Interior, Rogelio Frigerio, dijo que la decisión de la Corte Suprema es una medida cautelar"no va al fondo de la cuestión, es un poco imprecisa, con lo cual no sabemos sobre qué montos estamos hablando". Para el ministro es "muy difícil hacer este cálculo con respecto a cuánto es lo que las provincias dejan de percibir por esta medida. IVA y Ganancias son impuestos que se comparten con las provincias, es decir, que se coparticipan. Son impuestos que cuando se reducen benefician a los argentinos que viven precisamente en esas provincias". Cuando se lo consultó sobre la mayoría peronista Frigerio, al igual que varios de sus colegas en el Gabinete, sembró un manto de duda al señalar que el fallo "va en contra de una tradición de la Corte de no tomar medidas en el contexto de una campaña electoral"

Diferencias

La definición judicial de las cautelares por IVA y Ganancias revivieron las diferencias entre la Corte Suprema de Justicia y la Casa Rosada. Quedaron lejos los tiempos en donde el oficialismo buscaba imponer nombres por decreto en el máximo tribunal y señalaba que sus nuevos integrantes eran "los mejores".

Hoy, el diálogo es casi inexistente. Los canales están cortados, desde Cambiemos alientan versiones de mayorías peronistas y amenazan con juicios políticos. Desde los pasillos de Tribunales dicen que los "republicanos no lo son tanto" cuando los fallos no son de su agrado. "En el primer semestre la Corte frenó dos reelecciones de gobernadores peronistas que obviamente se enojaron pero no amenazaron con hacer juicios políticos ni los señalaron como miembros de Cambiemos", explicó un hombre que suele transitar los pasillos del Palacio. En medio de este clima, desde el oficialismo aseguran que los operadores de la justicia de Cambiemos retomaron los contactos con los magistrados en busca de una solución a este nuevo conicto. Pero en el Palacio se mostraron sorprendido. "Con el único que la Casa Rosada tiene diálogo es con el presidente de la Corte, Carlos Rosenkrantz, que ayer se fue a España. Con el resto de los jueces hoy la relación es nula".