Sábado 01 de julio de 2006
  |  
Política
#
Malvinas: Cancillería rechazó nueva ley británica sobre licencias de pesca
En un comunicado de la Cancillería al que tuvo acceso la agencia Noticias Argentinas, el Gobierno advirtió que la nueva política pesquera británica es "incompatible con los entendimientos bilaterales sobre la cooperación para la conservación ...

L

a cartera que encabeza el ministro Jorge Taiana sostuvo que la entrega de licencias pesqueras por 25 años "constituye una forma de disposición ilícita y unilateral a largo plazo de recursos pesqueros en los espacios marítimos circundantes a las Islas Malvinas que se encuentran sujetos a una controversia de soberanía entre la República Argentina y el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte".

La Argentina recordó que ya protestó por esa política ante el Reino Unido los días 3 y 29 de junio y 27 de octubre de 2005. "Se recuerda que la nueva medida unilateral británica es contraria a la Resolución 31/49 de la Asamblea General de Naciones Unidas que insta a las dos Partes en la controversia a abstenerse de adoptar modificaciones unilaterales en la situación mientras las islas atraviesan por el proceso de descolonización recomendado por las resoluciones de la Asamblea General de Naciones Unidas", señaló la Cancillería.

Además, reiteró la necesidad de cumplir con las resoluciones de la ONU y de la OEA que instan a la Argentina y a Gran Bretaña a "reanudar las negociaciones bilaterales a fin de encontrar, a la mayor brevedad posible, una solución justa, pacífica y duradera de la controversia sobre soberanía".

Según se prevé, además del comunicado de prensa difundido hoy, la Cancillería protestará una vez más formalmente ante Gran Bretaña por la entrada en vigor de la nueva política pesquera en la llamada "zona de exclusión".

Según confirmó el canciller Jorge Taiana, el Gobierno nacional presentará formalmente la queja apenas rija la medida, que significa un cambio con respecto al régimen que se venía aplicando y que marcaba un año de extensión para las licencias.

En declaraciones a un matutino porteño, Taiana precisó que su cartera también emitirá una declaración pública contra la medida británica.

Según se indicó en la Embajada británica en Buenos Aires, la nueva modalidad comienza a regir hoy, en principio para la pesca del "calamar loligo".

Gran Bretaña considera que no hay nada en los acuerdos firmados entre el Reino Unido y Argentina que impida otorgar estas licencias.

La protesta contra las acciones británicas sobre los recursos de Malvinas se enmarca en una nueva política del Gobierno nacional para ejercer una mayor presión sobre la cuestión de la soberanía en el archipiélago.

Dos semanas atrás, Taiana cuestionó duramente la política británica en la cuestión Malvinas, durante la sesión anual del Comité de Descolonización de Naciones Unidas.

"Con la adopción ilegítima de esta medida, el Reino Unido ha afectado gravemente la cooperación sobre la conservación de los recursos pesqueros en el marco de la misma y mi Gobierno analiza la incidencia de este accionar sobre la cooperación futura", sostuvo en aquella oportunidad Taiana.

El canciller reclamó, además, que el Reino Unido se siente a negociar la soberanía sobre esos territorios y también pidió al secretario general de la ONU que interceda con una gestión de "buenos oficios".

La Argentina no sólo denunció que los británicos se aprovechan de los recursos pesqueros en aguas consideradas propias, sino que también expresa su preocupación en cuanto a la explotación de petróleo.

Taiana denunció ante la ONU que los kelpers hacen prospección sísmica de hidrocarburos y otorgan licencias de exploración y explotación de minerales.

De hecho, el miércoles pasado, trascendió que una compañía británica que obtuvo licencia para la exploración a pocos kilómetros al Norte de las Islas Malvinas anunció que según "resultados preliminares" de un estudio realizado en la zona existen "indicadores positivos de la presencia de hidrocarburos".

La empresa Rockhopper Exploration precisó que los estudios que arrojaron resultados positivos se realizaron en las zonas identificadas como PL023 y PL024, a unos 200 metros de profundidad y cerca del territorio malvinense.

La novedad fue dada a conocer a través de un comunicado de prensa difundido en Gran Bretaña y conocido en Buenos Aires.

La compañía señaló que se mantiene "cautelosa" hasta que pueda analizar nuevos datos que le permitan desarrollar una visión más precisa del potencial energético de la zona, lo que podría llevar "varios meses".

La Argentina calificó hoy de "ilícita y unilateral" la decisión del Reino Unido de otorgar licencias de pesca por plazos de hasta 25 años en la zona marítima que rodea a las Islas Malvinas y reclamó una vez más que Londres acceda a renudar las "negociaciones de sobernía".

En un comunicado de la Cancillería al que tuvo acceso la agencia Noticias Argentinas, el Gobierno advirtió que la nueva política pesquera británica es "incompatible con los entendimientos bilaterales sobre la cooperación para la conservación de los recursos" de ese tipo en el Atlántico Sur.

La cartera que encabeza el ministro Jorge Taiana sostuvo que la entrega de licencias pesqueras por 25 años "constituye una forma de disposición ilícita y unilateral a largo plazo de recursos pesqueros en los espacios marítimos circundantes a las Islas Malvinas que se encuentran sujetos a una controversia de soberanía entre la República Argentina y el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte".

La Argentina recordó que ya protestó por esa política ante el Reino Unido los días 3 y 29 de junio y 27 de octubre de 2005. "Se recuerda que la nueva medida unilateral británica es contraria a la Resolución 31/49 de la Asamblea General de Naciones Unidas que insta a las dos Partes en la controversia a abstenerse de adoptar modificaciones unilaterales en la situación mientras las islas atraviesan por el proceso de descolonización recomendado por las resoluciones de la Asamblea General de Naciones Unidas", señaló la Cancillería.

Además, reiteró la necesidad de cumplir con las resoluciones de la ONU y de la OEA que instan a la Argentina y a Gran Bretaña a "reanudar las negociaciones bilaterales a fin de encontrar, a la mayor brevedad posible, una solución justa, pacífica y duradera de la controversia sobre soberanía".

Según se prevé, además del comunicado de prensa difundido hoy, la Cancillería protestará una vez más formalmente ante Gran Bretaña por la entrada en vigor de la nueva política pesquera en la llamada "zona de exclusión".

Según confirmó el canciller Jorge Taiana, el Gobierno nacional presentará formalmente la queja apenas rija la medida, que significa un cambio con respecto al régimen que se venía aplicando y que marcaba un año de extensión para las licencias. En declaraciones a un matutino porteño, Taiana precisó que su cartera también emitirá una declaración pública contra la medida británica.

Según se indicó en la Embajada británica en Buenos Aires, la nueva modalidad comienza a regir hoy, en principio para la pesca del "calamar loligo".

Gran Bretaña considera que no hay nada en los acuerdos firmados entre el Reino Unido y Argentina que impida otorgar estas licencias.

La protesta contra las acciones británicas sobre los recursos de Malvinas se enmarca en una nueva política del Gobierno nacional para ejercer una mayor presión sobre la cuestión de la soberanía en el archipiélago.

Dos semanas atrás, Taiana cuestionó duramente la política británica en la cuestión Malvinas, durante la sesión anual del Comité de Descolonización de Naciones Unidas.

"Con la adopción ilegítima de esta medida, el Reino Unido ha afectado gravemente la cooperación sobre la conservación de los recursos pesqueros en el marco de la misma y mi Gobierno analiza la incidencia de este accionar sobre la cooperación futura", sostuvo en aquella oportunidad Taiana.

El canciller reclamó, además, que el Reino Unido se siente a negociar la soberanía sobre esos territorios y también pidió al secretario general de la ONU que interceda con una gestión de "buenos oficios".

La Argentina no sólo denunció que los británicos se aprovechan de los recursos pesqueros en aguas consideradas propias, sino que también expresa su preocupación en cuanto a la explotación de petróleo.

Taiana denunció ante la ONU que los kelpers hacen prospección sísmica de hidrocarburos y otorgan licencias de exploración y explotación de minerales.

De hecho, el miércoles pasado, trascendió que una compañía británica que obtuvo licencia para la exploración a pocos kilómetros al Norte de las Islas Malvinas anunció que según "resultados preliminares" de un estudio realizado en la zona existen "indicadores positivos de la presencia de hidrocarburos".

La empresa Rockhopper Exploration precisó que los estudios que arrojaron resultados positivos se realizaron en las zonas identificadas como PL023 y PL024, a unos 200 metros de profundidad y cerca del territorio malvinense. La novedad fue dada a conocer a través de un comunicado de prensa difundido en Gran Bretaña y conocido en Buenos Aires.

La compañía señaló que se mantiene "cautelosa" hasta que pueda analizar nuevos datos que le permitan desarrollar una visión más precisa del potencial energético de la zona, lo que podría llevar "varios meses".

Lo más visto
01
02
03
04
05
+ sobre el tema  
#
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa