Martes 15 de agosto de 2006
  |  
Política
#
Señal de alerta en el armado de Lavagna
La ofensiva de los radicales kirchneristas y la falta de apoyos peronistas a su candidatura preocupan a sus nuevos socios

P

rimero aparecieron encuestas varias que mostraron a Roberto Lavagna muy lejos del presidente Néstor Kirchner y por debajo de Mauricio Macri. Después, el último fin de semana, los radicales K se tomaron una foto efectista y generaron versiones de preocupación en el campo lavagnista. El tercer elemento fue una serie de comentarios negativos sobre el armado que el peronismo no alineado con el Gobierno realiza en el interior. Conclusión: la probable candidatura del ex ministro de Economía, de pronto, pareció verse más complicada que nunca.

Calma, piden en la coalición que postula a Lavagna. "Hay demasiada ansiedad en el radicalismo y en algunos de los nuestros. Y es un error político", admitió el diputado nacional Jorge Sarghini (Peronista Nacional), uno de los fundadores del grupo El General, que propone al ex ministro como candidato a presidente.

"El problema es que el armado no avanza", cuestionó un diputado peronista que pidió la reserva de su nombre. Eso depende del enfoque, explicó Sarghini: "Yo no esperaba que a estas alturas hubiera dirigentes peronistas que saltaran del oficialismo. Eso es para otra etapa".

Al mismo tiempo, los radicales cercanos al Gobierno generaron una sorprendente reacción del presidente del partido, el mendocino Roberto Iglesias. "No es seguro que Lavagna vaya a ser nuestro candidato", advirtió . Frente a este panorama, los dirigentes que promueven la candidatura presidencial de Lavagna reclaman tiempo y serenidad.

Por ejemplo: el jefe de la UCR porteña, Jesús Rodríguez, buscó minimizar el acto que realizaron el último sábado los gobernadores e intendentes del Movimiento Federal Radical. "No me pareció una demostración de poder tan fuerte, porque los municipios tienen una importancia relativa en las elecciones nacionales", opinó.

Detalló que en ese encuentro estuvo Gustavo Posse (intendente de San Isidro), que en las últimas elecciones apoyó a Rodríguez Saá. "¿Y cómo le fue a Rodríguez Saá?", se preguntó el jefe partidario. Y amplió: "Tampoco me preocupan los gobernadores, porque los distritos que definen la elección presidencial son Buenos Aires, Santa Fe, Córdoba, Mendoza y la ciudad de Buenos Aires. Hubiera preferido que no se hiciera el acto, pero, ante la realidad, no me parece preocupante".

Sin embargo, otro diputado, peronista y de buena relación con Sarghini, consideró "fuerte" la imagen de los mandatarios radicales cercanos a Kirchner.

Aquella reunión llevó a Iglesias a sugerir que el partido, en la próxima Convención Nacional, podría no encolumnarse detrás de Lavagna si con eso consigue mantenerse unido. "Los radicales K nos plantean que es lo mismo ir con un peronista [por Kirchner] que con otro [por Lavagna]. Bueno, que vayan a la Convención y elegimos un candidato propio, entonces", señaló .

¿Será que la UCR opositora al Gobierno se distanciará de Lavagna? Jesús Rodríguez lo vio así: "Algunos radicales piensan en una fórmula propia, pero no hay otro candidato más competitivo y coherente que Lavagna".

Desde afuera, el líder de Recrear, Ricardo López Murphy, consideró que estas disputas le quitan peso a Lavagna: "El necesitaba a todo el partido radical encolumnado. Si cree que tiene una estructura poderosa, la verdad es que no la tiene".

Qué dicen los sondeos

En el medio aparecieron números bajos en varias encuestas. Lavagna se ríe del tema, pues considera que un dirigente que no lanzó su candidatura difícilmente pueda despegarse en las mediciones. "No sé por qué se preocupan [en el Gobierno], si yo no mido", ironizó hace unas semanas.

Sarghini quitó entidad al tema, como también pidió serenidad a quienes ven demoras en el armado nacional. "Este es el momento de golpear piedras y ver si se producen fisuras. Y yo noto que podemos fracturar un oficialismo que parece tan afirmado", afirmó.

Por ahora, pocas figuras peronistas se decantaron por Lavagna. Sólo la sindicalista Susana Rueda y la diputada María del Carmen Alarcón dejaron el kirchnerismo para aprobar la candidatura del ex ministro.

"Por el momento, no habrá más figuras que saquen los pies del Frente para la Victoria, pero muchos no se sienten contenidos y ya están hablando con nosotros", reveló Sarghini.

El problema principal en el armado lavagnista, coinciden todos, es la ansiedad. "La ansiedad es impropia de estos armados políticos. Tenemos que entender que del otro lado hay fortaleza y una estructura armada que no se quiebra en dos días", amplió Sarghini.

A pesar de todo, el armado lavagnista avanza. "Nadie se va a bajar un año y medio antes", confirman los diputados de El General. Eso sí: las encuestas, la ansiedad, las supuestas demoras y las disputas partidarias acompañarán el crecimiento del armado opositor, admiten. (la Nación)

Lo más visto
01
02
03
04
05
+ sobre el tema  
#
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa