Viernes 19 de enero de 2007
  |  
Política
Por TN, Nelson Castro hizo una crónica del conflicto papeleras
Opiniones de habitantes de las ciudades en pugna, de profesionales medioambientales de ambos países y de las autoridades de la finlandesa Botnia fueron reproducidas en “El juego limpio”, el programa que conduce el Dr. Nelson Castro por TN
nelsoncastro.jpg
NELSON CASTRO hizo una crónica del conflicto

D

urante la emisión del programa “El juego limpio”, que conduce el Dr. Nelson Castro y se transmite los jueves de 22 a 23:30 horas por la señal TN, se realizó una crónica de los diferentes sucesos que acaecieron en torno a la instalación en Uruguay de las dos plantas de producción de pasta para celulosa: la española Ence y la finlandesa Botnia, desde dos años hasta esta parte. Las mismas serían instaladas en un comienzo en la uruguaya ciudad de Fray Bentos, sobre una de las márgenes del Río Paraná, a la altura de la turística Gualeguaychú –ahora Ence derivó su planta a Colonia–, pero su impacto tendría consecuencias para otros distritos argentinos, como Concordia y Colón, los tres en la provincia de Entre Ríos. Ello, en el marco del veredicto que el Tribunal Internacional de Justicia de La Haya dará el próximo martes 23 de enero, en referencia a los cortes de ruta efectivizados por ambientalistas de las tres ciudades citadas, y que impiden el paso terrestre desde la Argentina hacia el Uruguay, y viceversa. Allá por el 31 de marzo del 2005, y cuando aún el tema no tenía la trascendencia de hoy en día, Castro convocó a su programa a diputados de ambos países –por el lado argentino participó la legisladora Martha Maffei, en ese entonces vicepresidente de la Comisión de Medio Ambiente de la Cámara Baja nacional–. En absoluta coincidencia, ambas legisladoras se oponían a la instalación de las pasteras, debido principalmente a que los gases y líquidos vertidos a raíz de su producción generarían daños medioambientales de características inauditas. Por otro lado, y luego de un viaje de la producción hacia Pontevedra, lugar donde se encuentra la planta madre de Ence, los habitantes manifestaron que “los argentinos deben hacer todo lo posible por impedir su instalación, porque los daños producidos terminan siendo irreparables para la salud de la gente de la zona”. Terminante. Un año después, más precisamente el 2 de marzo del 2006, Castro convocó al Dr. en Química uruguayo Marcelo Féliz, y a la ingeniera de la Comisión Multisectorial –que agrupa organizaciones ambientalistas y técnicos especialistas universitarios– Anahit Aharonián. El primero manifestó que “no se liberarán dioxinas contaminantes en gran escala” a raíz de la instalación de las pasteras, aunque sí asumió que se producirían lluvias ácidas. Por el contrario, la argentina fundamentó que esa producción “será elevada”, sumándole a ello la emanación ininterrumpida de gases tóxicos, de los que dijo “son estudios que no se encuentran debidamente cotejados por la empresa”. Asimismo, destacó que el abastecimiento de las plantas es vía la madera del eucaliptus, para lo que se realizará una plantación masiva, que redundará en la desertización del suelo de la zona, con la consecuente pérdida de soberanía alimentaria y territorial. Ante ello, Féliz adujo que las mayores plantaciones de eucaliptus se encuentran en Entre Ríos, y que éstas sirven para abastecer a las papeleras instaladas en territorio argentino. De hecho, dijo que casi el 83% de la producción de esa provincia es maderera, al tiempo que sostuvo que la producción agropecuaria es la que mayormente ha perjudicado los suelos, y la Argentina fundamenta su economía en este modelo. Como corolario, el vocero de Botnia, Carlos Faroppa, resumió que representantes de universidades estatales analizaron el proyecto y estudiaron el impacto de las papeleras en agua, tierra y aire, y que el mismo “terminó siendo aprobado”. Por último, el 27 de abril del año pasado se recolectaron opiniones de argentinos y uruguayos. Los orientales de Fray Bentos pedían por la reapertura de los pasos fronterizos, vía desalojo voluntario de los puentes, porque de este modo “200 familias se están quedando en la calle, sin trabajo ni alimentos. Los cortes buscan perjudicar la instalación de las papeleras, pero terminan dañando a gente que no tiene nada que ver”, sostenían los pobladores. “Ellos deben reclamar a su Gobierno. No nos hacemos cargo de sus problemas y, en definitiva, no nos estamos protegiendo sólo nosotros, sino también a ellos”, decían los argentinos de Gualeguaychú, en referencia a la protección medioambiental que proponen. El politólogo uruguayo Oscar Botinelli dijo que la opinión pública de su país “se manifestó en su gran mayoría a favor de la instalación de las pasteras”, al tiempo que destacó que “el uruguayo piensa que la Argentina no pretende que las plantas estén en nuestro país porque las quiere en el suyo”. Finalmente, y en Montevideo, el pensamiento fue monocorde: “Tenía razón (el poeta Mario) Benedetti, cuando dijo que las papeleras llegaron a Uruguay porque Busti no ‘arregló’ la coima que pretendía y esta información nunca fue desmentida". En realidad, del lado entrerriano fueron innumerables la voces que salieron al cruce de esta información, aunque en Uruguay, parece no llegaron.
Lo más visto
01
02
03
04
05
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa