Miércoles 26 de septiembre de 2007
  |  
Paraná
Por el mal estado de un juego un niño se accidentó en una plaza
Por un hecho similar, hace dos años murió una nena de 11 años. Y nada cambió desde entonces.
JuegosPlaza.jpg
JuegosPlaza.jpg

L

a historia se repitió, pero el final está vez fue distinto y la fortuna estuvo del lado de la víctima, un niño de 12 años que el domingo cayó de un puente infantil de la plaza de calle Laurencena, en plena Costanera. Otra vez, un juego de una plaza se transformó en una trampa. Gonzalo, de 12 años, resultó con múltiples fracturas en un brazo derecho al desprenderse una baranda de madera y caer de una altura aproximada a 1,60 metros. Hace dos años, Micaela Magallanes perdió la vida al caer de un tobogán sin barandas, en una plaza del barrio Paraná XIII en la zona de San Agustín (ver aparte). En aquella oportunidad la plaza era de un barrio. Ahora ocurrió en la Costanera, donde cada fin de semana cientos de chicos van junto a sus padres a divertirse. La falta de mantenimiento en los 240 parques que tienen juegos en la ciudad, ya no distingue entre centro y periferia. La comuna responsabiliza a los jóvenes del deterioro de los juegos. Sin embargo, una veintena de vecinalitas contó a UNO que los aparatos de las plazas de los barrios reciben escasa atención. Este medio recorrió ayer a la mañana la plaza donde sucedió el accidente, mientras personal municipal retiraba el juego por orden de Mario Maidana, director de Balnearios y encargado de las plazas de la Costanera. Los areneros que rodean a los juegos, y al puente donde ocurrió el accidente estaban sin arena. Este elemento es utilizado para amortiguar las caídas de los chicos. El accidente Sandra, la mamá del chico accidentado, contó que “se quebró la madera de una baranda del pasamanos” y relató que su hijo tiene “dos fracturas en el brazo y se le dio vuelta el codo”. “Fuimos al parque ayer (por el domingo), él se subió a un pasamanos, las maderas de las barandas estaban flojas y una se quebró por lo que mi hijo se cayó”, afirmó. La mujer contó que su hijo fue operado y que “está muy dolorido”. Además precisó que al momento del accidente “había muchos chicos ahí arriba”. A pesar de no haber denuncia policial, personal de la comisaría octava actuó de oficio. “Enseguida llegaron la Policía y la ambulancia, pero nadie ha venido a interiorizarse sobre la salud de mi hijo”, señaló la mujer en referencia a las autoridades municipales. En otro orden, dijo que el accidente “fue con suerte”, ya que su hijo recibió un golpe fuerte en la cara que “si hubiera sido un poco más arriba, los médicos nos dijeron que podría haber muerto”. Contradicciones Justo un día después que el secretario de Hacienda de la comuna, César Pross, asegurara que las cuentas de la municipalidad están equilibradas, Mario Maidana, director de Balnearios y encargado de las plazas de la Costanera, indicó que no tiene para reemplazar maderas. Aportó que el stock no le alcanza porque su principal problema son los adolescentes y jóvenes que rompen los juegos infantiles durante la madrugada del sábado y domingo. “Es mucha la cantidad de gente que no viene a jugar, sobre todo los fines de semana, ya que es zona de boliches, donde se toma desmedidamente y a esos juegos los ocupan por la noche para cualquier cosa menos para lo que están”, expresó el funcionario municipal, quien afirmó que los juegos se controlan periódicamente. Sobre la baranda de madera del puente que se rompió, Maidana contó que “al juego lo controlamos siempre, pero todos los fines de semana lo rompen los jóvenes”. Contradictoriamente, reconoció que el juego de donde cayó el niño habitualmente estaba roto. Más aún, negó que haya estado abandonado o en mal estado. “Lo retiramos al juego para evitar que los jóvenes y adolescentes rompan el entretenimiento infantil”, manifestó. La plaza donde se accidentó el chico no tenía luz hasta ayer, debido a que según dijo Maidana los jóvenes que andan en la zona rompen las farolas. Seguridad y cuidado Los vecinos de avenida Laurencena y Diputado Santander indicaron que la solución para proteger los juegos sería colocar seguridad en la zona. “Acá, cuando baja el sol se llena de gente que rompe todo lo que hay”, dijo un hombre de la zona. “Esos son los responsables de los daños, ya que vienen a fumar porros (cigarrillos de marihuana) y rompen los focos y saltan arriba de los juegos”, contó una mujer que señaló que “a pesar de haber policías en la zona y de estar Prefectura nadie hace nada”. Los vecinos resaltaron que falta luz y que los fines de semana el olor a orina es insoportable, ya que los jóvenes hacen sus necesidades en la plaza. El antecedente trágico El domingo 11 de setiembre de 2005 se apagó la vida de Micaela Magallanes, una nena de 11 años que murió al caer de un tobogán en mal estado. Esa tarde, la nena jugaba en una plaza de calle Los Jacarandaes junto a sus cinco hermanos. La desidia, encarnada en la falta de control y cuidado desde la comuna, conspiraron para que la nena cayera del juego que no tenía barandas. La chica sufrió severos golpes y heridas en la zona craneal y abdominal. Perdió el conocimiento luego de preguntar cómo estaban sus hermanos. Posteriormente, falleció durante la madrugada del lunes en el hospital San Roque. En la actualidad, nada cambió. El estado de la plaza sigue siendo de abandono. Lo único que ya no está es el tobogán, y lo más importante, Micaela. (UNO)
Lo más visto
01
02
03
04
05
+ sobre el tema  
#Paraná
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa