Sábado 28 de junio de 2008
  |  
Policiales
Detuvieron a un hombre acusado de violar una nena de 13 años
El imputado es un remisero de la empresa San Agustín y fue derivado al Penal. Fue detenido luego de una ronda de reconocimiento en Tribunales. Además, se realizó un allanamiento en su casa de calle Los Ceibos.

A

yer, bien temprano a la mañana, se vivió tal vez el momento de mayor tensión de los últimos tiempos en una ronda de reconocimiento en Tribunales. Una menor de 13 años habría identificado al autor de la violación a la que fue sometida. Ante el juez de Instrucción Eduardo Ruhl y otras autoridades judiciales se realizó el reconocimiento luego del cual se envió al imputado de 28 años al penal de la capital entrerriana. Como se recordará, el 10 de marzo UNO publicó que había conmoción en el barrio ATM II, ubicado en Larralde y Zanni, al conocerse que un hombre, que se trasladaba en una motocicleta, había sometido sexualmente tres días antes a una nena de 13 años que a la siesta había ido a comprar algunas mercaderías a una telecabina de la zona. Tras una larga investigación policial, las sospechas se centraron en el remisero de una empresa de San Agustín y, tras entregar los indicios al juez, se dispusieron más procedimientos y recolección de testimonios que permitieran avanzar en la causa. Personal de la Jefatura de Policía de Paraná y de la División Investigaciones obtuvo datos de interés para el magistrado interviniente. Con tales elementos, el juez solicitó al sospechoso que el viernes a la mañana se presentara en Tribunales para que se lo notifique de un paso judicial: realizar la ronda de reconocimiento. El sospechoso se presentó con un abogado defensor y, tras realizarse el procedimiento, se dispuso el traslado del acusado de Abuso sexual a la cárcel de Paraná. Previo a esto, el detenido reclamó que le realicen urgentes exámenes de sangre para extraer el patrón genético y ADN y así compararlo con los rastros existentes en la prenda íntima de la víctima. La causa Según consta en la causa, el 7 de marzo a las 15 la niña fue a comprar algunas golosinas a un telecentro de calle Hernandarias cuando un hombre que conducía una moto le preguntó si no sabía si en la zona alquilaban casas. En su inocencia, la víctima le informó que sus familiares tenían casas para ese propósito y luego siguió camino al kiosco. A su regreso, la esperaba el mismo hombre en la moto 50 cc, el cual le comentó que la madre mandaba a decir que fueran juntos hasta la casa. Sin embargo el destino fue un descampado aledaño donde la violó vía anal. Luego de someterla la dejó abandonada y fue hallada por una vecina que avisó a la madre y a la Policía. La chica fue llevada al hospital San Roque donde quedó internada varios días. Allí los médicos le aplicaron tratamientos para neutralizar cualquier tipo de enfermedad de transmisión sexual. Sin embargo, el mayor problema fue recuperarla del shock emocional. Tras un corto tiempo, finalmente la nena logró dar datos que permitieron a los investigadores comenzar a descubrir la posible identidad del autor del hecho. A esto se sumaron aportes de algunos vecinos para llegar a concretar ayer la ronda de reconocimiento y la posterior derivación del sospechoso a la cárcel. Allanamiento Además, el juez Ruhl ordenó un rato después de la ronda de reconocimiento que se allanara la casa del acusado. Personal de la División Investigaciones avanzó con el procedimiento que determinó el secuestro de ropa y otros elementos de interés para la causa y que fueron puestos a disposición del magistrado. En esa situación los familiares, en especial la madre del sospechoso, protestaron y se quejaron de procedimiento por entender que el joven es incapaz de cometer tan aberrante acto. En la casa ubicada en calle Los Ceibos, vive la esposa del acusado y la hija de ambos, de 6 años. En la zona se conoce al imputado no sólo por ser remisero de una de las empresas más grandes de San Agustín, sino también porque un par de años estuvo trabajando como vigilador de una empresa de seguridad privada de la capital entrerriana. “Inocente” Durante su traslado en la Unidad Móvil de la Alcaidía de Tribunales, el detenido insistió a sus custodios que él no tenía nada que ver con el hecho. En su defensa dijo a quien quisiera escuchar: “La moto que tengo es una 125, y dicen que el violador tenía una 50 cc. Yo quiero que me hagan ya los exámenes para demostrar que soy inocente”. Este dato no es menor, porque la Policía tiene indicios de que el sospechoso podría haber vendido la moto luego de ocurrido el hecho.
Lo más visto
01
02
03
04
05
+ sobre el tema  
#En Barrio San Agustin
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa