Lunes 01 de junio de 2009
  |  
Economía
General Motors se declaró en quiebra
La presentación se hizo en los tribunales de Manhattan. Esperan un proceso judicial de entre seis y 18 meses, con cierre de plantas y concesionarios. El Estado se quedará con el 72,5%. Qué pasará con la filial argentina.
generalmotors.jpg
El gigante automotriz se presentó en los tribunales para iniciar el proceso de quiebra.

G

eneral Motors se presentó en convocatoria de acreedores a las 8 de este lunes en los tribunales de Manhattan. Es la bancarrota más importante de la historia corporativa de Estados Unidos, que se convierte así en la principal víctima de la crisis financiera internacional. Su presidente, Fritz Henderson, anunció despidos y el cierre de catorce plantas y concesionarios en todo el mundo, que no afectará la operación de la Argentina. Se espera que sea un proceso judicial corto de entre seis y 18 meses y que luego surja una nueva empresa más sana. El Estado norteamericano se quedará con aproximadamente el 72,5% de la firma y el resto se repartirá entre los empleados y los acreedores. Por delante queda la reestructuración de u$s 27.500 millones de deuda. El primer paso que dará la administración Obama una vez declarada la convocatoria de acreedores será nombrar a Al Koch como encargado de la reestructuración. Koch es un veterano especialista en estos menesteres, abogado del estudio AlixPartners LLP. Su misión será limpiar la empresa de los activos “basura”. El actual CEO de GM, Fritz Henderson, será removido de su cargo. El Departamento del Tesoro de Estados Unidos planea comprar los activos sanos de la automotriz a cambio de un auxilio financiero adicional de 30.100 millones de dólares. Así, el total de inversión estatal en la compañía ascenderá a 50 mil millones de dólares. En consecuencia, el Estado norteamericano controlará el 72,5% de las acciones. Se estima que una parte de este porcentaje será también del Estado canadiense a cambio de 9 mil millones de dólares de crédito. El resto del paquete accionario se repartirá entre los empleados y los acreedores. El control estatal de la empresa colisiona con la tradición de no entrometerse con el capital privado del país. Pero la gravedad de la crisis, con caídas de ventas en los últimos seis meses, más la pérdida de competitividad de la firma, obligaron al gobierno a tomar una decisión inédita. “No nos quedaba otra alternativa”, dijo el sábado el presidente estadounidense Barack Obama en una entrevista televisiva. El comité especializado en la reestructuración del sector automotriz de la Casa Blanca planea informar este lunes a varios miembros del Congreso sobre la situación de GM. También se anunció que Obama hablará en cadena nacional sobre el tema al mediodía. Durante el fin de semana, la automotriz dio dos pasos importantes. Logró que acreedores por u$s 27.500 millones canjeen sus tenencias por el 10% de la nueva empresa. Por otra parte, GM vendió el 20% de su filial europea Opel a la autopartista canadiense Magna y el 35% a Sherbank, un banco controlado por el gobierno ruso. La automotriz estadounidense se queda con el 35% y el 10% restante fue para los empleados. El gran desafío para GM y el resto del sector automotriz es levantar las ventas. Desde enero de este año, la caída es del 40% mensual. Y la participación de las marcas norteamericanas en el mercado cayó a 22% contra el 45% de 1980 por el gran desempeño de la competencia japonesa. Las camionetas Hummer, a punto de cambiar de dueño General Motors está cerca de anunciar la venta de su marca Hummer para así preservar 3.000 puestos de trabajo en Estados Unidos. La firma dijo que tiene dos interesados en comprar una de las insignias norteamericanas en el rubro camionetas utilitarias. Las ofertas rondan los u$s 200 millones por una marca que también se usa como todoterreno para fines militares. La venta de Hummer forma parte del plan de General Motors de desprenderse de la mitad de sus ocho marcas estadounidenses y así llegar al proceso de convocatoria de acreedores con el menor peso financiero y de activos posible. La automotriz más grande de EE.UU. también quiere deshacerse de Saturn y Saab y proyecta discontinuar la fabricación de los modelos Pontiac. GM quiere concentrarse en la producción de autos pequeños y medianos que gasten poco combustible. El objetivo final de la venta de Hummer es preservar las fuentes de empleo en las líneas de producción, ventas e ingeniería. GM compró la marca Hummer a AM General en 1999. El modelo se hizo famoso en todo el mundo a partir de que el actor y actual gobernador de California, Arnold Schwarzenegger, comenzó a utilizar esta camioneta para sus movimientos diarios. El costo de los modelos (arrancan de u$s 120 mil) más el encarecimiento de los combustibles hicieron caer la demanda. El pico de ventas en Estados Unidos llegó a 71.524 por año, según Autodata Corp. (Fuente: Crítica de la Argentina)
Lo más visto
01
02
03
04
05
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa