Domingo 05 de junio de 2011
  |  
Interés general
Equipos y capacitación para reforzar la policía científica
En un edificio especialmente construido en Paraná para los laboratorios, la Dirección de Criminalística trabaja en la recolección, preservación y análisis de elementos de prueba. Hace pocos días el área recibió equipos de última generación.
PoliciaComputadoracamara.jpg
Algunos equipos son únicos en el país.
AccidenteAuto.jpg
VelatorioFuneralMontiel20111101.jpg

L

a labor del perito criminalista es poco difundida. Lejos del acoso de los cronistas empeñados por obtener datos de los hechos resonantes de boca de policías, abogados, jueces y fiscales, este auxiliar de la Justicia, analiza y sintetiza problemáticas probatorias con el mayor rigor posible, en busca de resultados defendibles ante los tribunales. Su silenciosa tarea se conocerá, generalmente, recién durante el juicio oral y público, cuando en medio del debate alguien mencione el resultado de una prueba balística o de un cotejo de rastros. Su ámbito de trabajo es el laboratorio mudo, azulejado y hermético, como cualquiera podría imaginarlo. En muchos casos el éxito o fracaso de la investigación de un delito depende directamente de la criminalística. Sin embargo, hasta no hace mucho tiempo el área científica de la Policía era un sector relegado de casi todas las fuerzas de seguridad. También en Entre Ríos, donde hasta el retorno de la democracia era sólo un pequeño gabinete de escasa importancia. De a poco, las distintas gestiones de gobierno fueron advirtiendo la necesidad de dotar de valor a la policía científica, y en las últimas dos décadas, convertida en Dirección dentro de la estructura policial, fue adquiriendo jerarquía. El edificio Desde el inicio de su gestión al frente de la Policía, el comisario Héctor Roberto Massuh batalló por la concreción de un proyecto de revalorización de la Dirección de Criminalística. Como primera etapa, se propuso la construcción de un edificio específicamente diseñado para el funcionamiento de los laboratorios. En el patio de la Jefatura Central de Policía de calle Córdoba, en el sector que ocupaban dos viejos galpones, se erigió una construcción de cuatro plantas y aproximadamente 750 metros cuadrados cada una, inaugurada en 2009 para albergar los laboratorios del amplio espectro pericial, relata el director de Criminalística, comisario Alfredo Oscar Colazo. Ese año, durante varias semanas, los peritos que trabajaban en un local de Avenida Almafuerte fueron mudándose al nuevo edificio. Pero una vez instalados en la flamante construcción quedó en evidencia otra falencia: la escasez de instrumental. Por eso se puso en marcha la segunda etapa del plan de Massuh para jerarquizar a la policía científica, con una concreta propuesta al Ministerio de Gobierno y la Gobernación para la adquisición de equipamiento por alrededor de dos millones de pesos. Instrumental Cumplido todo el derrotero licitatorio, la semana pasada llegaron a Paraná la mayoría de los equipos solicitados. Se incorporó un microscopio de comparación digital motorizado, un cromatógrafo gaseoso, con detector selectivo de masas, que permite con un muy alto grado de certeza la identificación de sustancias químicas, y un microscopio infrarrojo de altísima resolución. El microscopio comparador balístico, importado directamente de Alemania, servirá para la comparación de proyectiles disparados por armas de fuego, vainas, marcas de herramientas, indicios y otros elementos colectados en la escena del crimen. El cromatógrafo gaseoso 7890, de última generación, permite realizar análisis de sangre, orina y demás fluido, detectar presencia de drogas o psicofármacos, analizar cantidad y calidad de sustancias, entre otros estudios que Criminalística realiza desde 1995, pero con una tecnología ya superada. El microscopio infrarrojo FTIR permite, por su altísima resolución, efectuar estudios no sólo de sustancias sino además de plásticos, sólidos, tintas y otros elementos, a disposición de todas las áreas de investigación criminal. "Por ejemplo –ilustra Colazo--, del análisis de la tinta de un documento se puede saber si fue escrito en la fecha que figura en el papel, como así también, se puede determinar si es la misma la tinta con que se confeccionaron dos documentos diferentes". "Se puede estudiar si los rastros de pintura que quedan en algún elemento después de un choque pertenecen a un vehículo en particular, con absoluta certeza, porque el microscopio desmenuza los elementos al nivel del átomo" agrega el entrevistado. El último tramo de la inversión todavía está en marcha: consiste en la compra de un microscopio biológico para trabajar con todo tipo de muestras, y vendrá a reemplazar a otro aparato que brindó sus servicios durante un cuarto de siglo. Con el nuevo equipo, se podrá, según el director de Criminalística, "estudiar un grano de polen observándolo del tamaño que permita la pantalla de la computadora". Todos los equipos fueron adquiridos con el software, la instalación y la capacitación del personal contratada. "Este laboratorio con toda esta incorporación está a la vanguardia de los gabinetes de Criminalística del país. El microscopio infrarrojo, con todos sus accesorios, es el único en Argentina" se enorgullece Colazo. Y resume: "hubo voluntad política para jerarquizas la labor científica dentro de la Policía". Objeto de estudio La Criminalística es un conjunto de técnicas y procedimientos de investigación cuyo objetivo es el descubrimiento, explicación y prueba de los delitos, así como la verificación de sus autores y víctimas. Se vale de los conocimientos científicos para reconstruir los hechos. El conjunto de disciplinas auxiliares que la componen se denominan ciencias forenses. En Entre Ríos, la Dirección encargada de esos estudios dentro de la Policía abarca la investigación documental (tintas, escritura, papeles, etc.); balística (sobre proyectiles y armas); rastros y huellas; pericias metalográficas (revenidos químicos para detectar supresiones o falsificaciones de números de chasis y motores); relevamiento accidentológico (recolección de pruebas y pericias en accidentes); y la tarea de laboratorio para el estudio de manchas, sustancias, fluidos biológicos, etc. Los policías entrerrianos afectados al área son auxiliares de los jueces de la provincia, como así también de los Tribunales Federales, o de cualquier otra provincia que requiera por vía de exhorto una pericia. Pero además, realizan investigaciones sobre material remitido desde la morgue, o a pedido de hospitales –por ejemplo para determinar los motivos de una intoxicación— u otras instituciones. Recursos y métodos El director de Criminalística afirma que, además de la construcción de un edificio especial y el equipamiento tecnológico, en los últimos años se ha avanzado en la preparación de los recursos humanos. "Tenemos 120 efectivos, en su mayoría especializados" expone. Cuenta con varios estudiantes y egresados de las carreras de Criminalística y Accidentología de la Uader, laboratoristas y administrativos. El cruzamiento de la criminalística con la informática –"el principal avance es el software y los sistemas de iluminación de los equipos" aclara Colazo--, requiere de operadores cada vez más especializados. Pero además, como uno de los principales objetivos del criminalista es la preservación de los elementos de prueba, el área está trabajando en la elaboración de un nuevo protocolo de actuación de la policía científica. "Queremos mejorar el trabajo de recolección, preservación y tratamiento de las muestras" señala el director.
Lo más visto
01
02
03
04
05
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa