Domingo 03 de julio de 2005
  |  
Política
#
El Presidente hace sus cálculos y apuesta a ganar en 15 provincias
Kirchner confía en un triunfo en Buenos Aires, aunque no haya acuerdo. También espera ganar en Córdoba con el PJ y en otras provincias con alianzas. Pero considera muy difíciles a Capital y Santa Fe.

S

egún los cálculos que hacen en la Casa Rosada en las elecciones de octubre el Gobierno puede ganar hasta dos tercios de las provincias.

En la provincia de Buenos Aires, el premio mayor en términos numéricos, descuentan que se impondrá Cristina Kirchner, aunque saben que la cantidad de votos podría engrosarse si finalmente acuerdan con el duhaldismo. De todos modos, sin ese acuerdo, creen que la senadora podría sacar cerca del 40%.

En cambio, en la Capital Federal, saben que su candidato, Rafael Bielsa, tendrá que transpirar mucho para ganarle a sus dos rivales más fuertes: Elisa Carrió y Mauricio Macri. Allí esperan una elección muy pareja con un final abierto hasta último momento.

Donde el panorama se presenta francamente adverso para el Gobierno es en el tercer distrito del país, Santa Fe. Allí, quien estaba en mejores condiciones de darle pelea al socialista Hermes Binner era la vicegobernadora María Eugenia Bielsa, pero no aceptó ser candidata. Y el nombre de reserva, el ministro de Justicia, Horacio Rosatti, también desistió.

Resultado: ahora apuestan a Norberto Nicotra e incluso hay quienes piensan en Alberto Hammerly, un incondicional de Carlos Reutemann, con lo que buscan involucrar al senador en la campaña. De todos modos, algunos en la Casa Rosada intentarán tomar como consuelo las palabras de Binner, quien dijo que su triunfo no significa la derrota de Kirchner, sino la del gobernador Jorge Obeid.

Más alentador es el panorama en Córdoba, donde el gobernador José De la Sota y el intendente Luis Juez prometieron sumar sus votos para el triunfo de Kirchner, quien pondrá diputados propios.

En el resto de la provincias gobernadas por el peronismo afín al Presidente suponen que festejarán varias victorias. Son los casos de Entre Ríos, Tucumán, San Juan, Misiones, Formosa, Chubut, Jujuy, La Rioja y Santa Cruz.

Estas dos provincias merecen un párrafo parte. En La Rioja, el Gobierno espera con los brazos abiertos la victoria del gobernador Angel Maza, aunque son conscientes de que Carlos Menem, como candidato a senador, le dará batalla. Y en Santa Cruz necesitan un triunfo convincente por tratarse de la provincia de Kirchner, por lo cual depositan sus esperanzas en la flamante candidatura de Alicia Kirchner.

En otras dos provincias peronistas pero no estrictamente kirchneristas, como Salta —de Juan Carlos Romero— y La Pampa —de Carlos Verna—, quizás también puedan cargar a su cuenta a un PJ vencedor. También podrán cargar en la columna del haber una victoria del frente peronista—radical que gobierna Corrientes, lo mismo que en la lista kirchnerista de Tierra del Fuego, donde manda el ex radical y ahora oficialista Angel Colazo.

Más allá de los resultados en Buenos Aires y la Capital, el mayor desafío para el kirchnerismo es el rendimiento que tendrán sus listas en provincias gobernadas por la oposición: el radicalismo en Mendoza, Río Negro, Chaco, Catamarca, y Santiago del Estero, el MNP de Jorge Sobisch en Neuquén y el peronista Alberto Rodríguez Saá en San Luis.

La mayor concentración de optimismo el Gobierno se la dedica a Río Negro. Creen que en la provincia del radical Miguel Saiz puede ganar la coalición kirchnerista con el ex frepasista Julio Arriaga a la cabeza. También tienen expectativas en hacer un buen papel en Neuquén, donde el secretario de la Presidencia, Oscar Parrilli, pergeñó una alianza del PJ, la UCR y el Frepaso.

Y dicen que no todo está perdido todavía en Catamarca, donde la lista kirchnerista la encabezará el empresario Eduardo Pastoriza. Enfrente tendrá una poderosa alianza: la de Luis Barrionuevo y Ramón Saadi, quienes consiguieron como aliados coyunturales a los Castillo, familia radical que todavía maneja gran parte del poder en esa provincia.

En cambio, el Gobierno da por perdidas Mendoza, Chaco, Santiago del Estero y San Luis, aunque no se espera una catástrofe.

En Mendoza, la quinta provincia del país, gobernada por el radical José Luis Cobos, aprovechará la ocasión para presentar algunas caras nuevas, tanto que a la lista kirchnerista será encabezada por Enrique Thomas, presidente del Instituto Nacional de Vitivinicultura, que hasta ahora no había tenido presencia en el peronismo mendocino.

Lo más visto
01
02
03
04
05
+ sobre el tema  
#
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa