Miércoles 05 de abril de 2006
  |  
Política
El juez Héctor Toloy se jubiló de la justicia, pero no de la política
El doctor Héctor Toloy, quien hasta el viernes se desempeñó al frente del juzgado de Instrucción 6 de Paraná, hizo público su deseo de retornar a la actividad privada, ahora que logró su ansiada jubilación. Asimismo no descartó dedicarse a la vida...

T

oloy será reemplazado por el doctor Gustavo Maldonado, quien durante varios años lo acompañó como secretario del mismo juzgado y ahora se desempeñará como juez suplente, hasta que se oficialice un nombramiento formal de titularidad. El ex juez Toloy no dudó en analizar el período que le tocó desempeñar como magistrado “fue muy importante”, ya que destacó la experiencia obtenida y “el cúmulo de relaciones excelentes”.

“Creo que cumplí un ciclo, son 14 años y medio que estuve ahí”, resaltó Toloy tras indicar que “al trabajo como juez de instrucción no se lo recomiendo a nadie”.

Paso seguido manifestó que a quien ocupe ese cargo “tiene que apasionarle la investigación para soportar el cúmulo de trabajo que hay, la importancia que ese trabajo demanda y el tiempo que requiere la investigación”. Al tiempo que agregó que “me estoy preparando para volver a la actividad privada”.

Consultado sobre la causa Fernanda Aguirre, el magistrado afirmó que la familia de Miguel Ángel Lencina —el principal sospechoso de la desaparición de la menor, que se suicidó estando detenido— es “muy difícil”. Y expresó: “Siempre tuve la impresión de que conocen más de lo que dicen, no pudimos hacer que declaren todo lo que conocen”. Luego señaló: “Ellos manejan información que nosotros no tenemos y que no supimos lograrla”.

Durante la década del ´90, Toloy tuvo en sus manos causas muy sonadas en el ámbito social y que serán recordadas en los anales de la criminología, como la desaparición de los jóvenes Basualdo y Gómez, por lo que siempre se sospechó del accionar policial, el caso del aljibe, que necesitó de una cantidad notable de pericias de ingenieros, médicos y otros profesionales para probar que Cristian Pagliaruzza y Héctor Arce inventaron el haber sido arrojados a un pozo de agua por policías de los que querían vengarse.

También el inconcluso caso Dato, la muerte del escribano en calle Santa Fe, que siempre lo hizo sostener que se trató de un hecho privado, aunque no lo pudo probar, ante una serie de internas tremendas en el mismo ámbito judicial y de oposición de pericias de profesionales notables, al margen de lo cual Toloy admitió que “tengo mi propia hipótesis de lo que pasó, pero con eso no alcanza para probarlo en el expediente”, por lo que el caso aún sigue sin resolución. Por último, no descartó dedicarse a la vida política: “Todo hombre es político, todos tenemos una idea política, sería una de las peores condiciones que vaya alguien a la Justicia sin tener una idea política”.(El Diario)

Lo más visto
01
02
03
04
05
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa