Miércoles 05 de julio de 2006
  |  
Política
Los docentes van por un aumento salarial del 12 %
El acuerdo de abril último, que elevó el mínimo de bolsillo para el maestro de grado a $ 850, tiene vigencia hasta septiembre, y ya se abrió una nueva instancia de negociación.El congreso sindical que deliberará este sábado en Paraná tiene entre l...

E

l último acuerdo salarial que sellaron los docentes con el Gobierno, en abril último, ubicó el ingreso mínimo de bolsillo para el cargo testigo, el maestro de grado, en $ 850 ($ 750 con fondos provinciales, más una suma fija de $ 100 “en negro” que financia la Nación), monto que los sindicatos consideraron insuficiente.
Pero aún con ese rechazo, la discusión siguió adelante, y a fines de mayo la negociación se abrió nuevamente con la expectativa de alcanzar un nuevo incremento salarial, con vigencia a partir de septiembre próximo. Para entonces, los docentes aspiran a hacer valor el planteo de máxima que hicieron público a principios de año: reclamar un salario mínimo de $ 1.250, a los que se sumaría una actualización del 12 %, que es la pauta inflacionaria prevista por la Nación para 2006.
Un dirigente que participa de la negociación paritaria —de la que toman parte dos de los cuatro sindicatos docentes, la Asociación Gremial del Magisterio de Entre Ríos (Agmer) y la Asociación del Magisterio de Enseñanza Técnica (AMET)— explicó que el aumento salarial conseguido hasta ahora “apenas alcanza para cubrir la canasta básica que mide la línea de pobreza, pero sigue vigente como mínimo el nivel de salarios fijado como objetivo en la primera reunión paritaria, es decir alcanzar un inicial de $1.250”.
Es así que la demanda que los docentes pretenden imponer es la de conseguir una mejora que ubique el mínimo garantizado en $ 950, monto que surgiría de “redistribuir” en los diferentes escalones de la carrera docente aquella cifra de 1.250 más la actualización inflacionaria.

De todos modos, los dirigentes sindicales saben que en la ventanilla por la que atienden los funcionarios de Economía los incrementos salariales se dan por cuentagotas y tienen en claro que conseguir aquel valor inicial de bolsillo de $ 1.250 más el 12 % de la pauta inflacionaria no será un objetivo fácil de conseguir.
En Agmer hacen el siguiente razonamiento: el monto de salario inicial de bolsillo de $ 1.250 fue planteado a principios de año como condición sine qua non para iniciar el ciclo lectivo, aunque después, con la batalla judicial que inició el Gobierno contra los paros y la apertura de la mesa paritaria, esa pretensión se fue modificando. “Ese valor fue el que pedimos como un monto que debió regir para el mes de enero de 2006. Por lo tanto, ahora se tendría que adicionar la pauta inflacionaria reconocida como oficial por el Ministerio de Economía de la Nación, de aproximadamente un 12 %. Es decir transcurrido medio año, el salario proyectado para el segundo semestre debiera ser: $1.250, más 12 %, lo que da un monto de $1.400. Después, hacia adentro del sindicato, deberemos analizar cómo se distribuye eso, de modo que nadie quede rezagado”, señala Gabriel Perotti, uno de los representantes de Agmer en la mesa paritaria.
En ese esquema, la ingeniería a aplicar, dice Perotti, debería desembocar en un escenario de números que garantice al maestro que recién se inicia en la actividad un salario mínimo de bolsillo de $ 950, es decir $ 100 por encima de la cifra que se acordó en abril pasado.

En realidad, la firma del acuerdo paritario entre docentes y Gobierno el 20 de abril último estipuló que las remuneraciones convenidas entonces “tendrán vigencia hasta el 30 de septiembre”. El punto 2 del acta firmada por las partes estableció además el compromiso de “reiniciar las tratativas en el marco paritario, respecto a los temas de índole salarial, a partir de la homologación del presente convenio y no más allá del día 15 de mayo”.
Ya hubo una primera reunión, y la segunda será mañana —no sólo para debatir salarios, sino también la urticante cuestión de la infraestructura escolar— y en ese ámbito es probable que los docentes comiencen a delinear los términos del planteo de incremento a partir de septiembre próximo, cuestión que además será uno de los ejes centrales del próximo congreso provincial de Agmer, previsto para este sábado, en Paraná. El cónclave tiene en su orden del día el análisis de la implementación de un plan de acción en las escuelas.
Por delante, los docentes aspiran a continuar con el “blanqueo” de todo el salario: resta un 50 % del código 017 ($ 25) que todavía están en negro, y definir en qué condición se incluyen dos montos que hoy no alcanzan a los pasivos: el Fondo de Incentivo, unos $ 110 por cargo, y la suma fija de $ 100 que permitió garantizar el salario mínimo de bolsillo en $ 850, ambos aportados por la Nación. (Fuente: El Diario)
Lo más visto
01
02
03
04
05
+ sobre el tema  
#Congreso de Agmer
¿Que pensás sobre esto?
600
 caracteres restantes
Publicar comentarios en INFORME DIGITAL implica la aceptación plena de nuestro reglamento.
Comentarios
¡Tu comentario se ha enviado con éxito!
La aprobación del mismo dependerá de su aprobación por parte del moderador. Muchas gracias.
LIBERTAD PRODUCTORA
Santa Fe 322 Piso 8 Dto.A.
Paraná, Entre Ríos.
Tel: +54 343 4233381
info@informedigital.com.ar

Copyright 2002 INFORME DIGITAL | Todos los derechos reservados | Mediakit: Publicite con nosotros
info@informedigital.com.ar
Aplicabbs | Diseño: Kembo Dupla Creativa